Adaptá tu negocio para vender a distancia

En 2019, eMarketer, una importante agencia de investigación, lanzó un estudio donde predecía que las ventas del comercio electrónico global incrementarían un 16% en 2020. Claro, eso fue antes de que el mundo se transformara y la nueva economía de “quedarse en casa” entrara en vigor. Así que, la proyección realizada por eMarketer probablemente sea superada por mucho.

En este mundo donde la normalidad pareciera que cambia día por día, se hace más necesario que los emprendedores aprendan a adoptar medios digitales como nuevos canales para vender a distancia, pero aún más importante deben analizar cómo adaptar su negocio a las nuevas necesidades.

Por ello, en esta entrada vamos a explicar los puntos clave para crear un plan que te ayude a detectar las necesidades de tus clientes y adoptar las redes sociales como un canal para vender, sin importar dónde se encuentren tus clientes.

Cómo detectar las nuevas necesidades

Tener un negocio es una tarea que consume bastante tiempo y puede que la operación diaria absorba la mayoría de tu tiempo. Aunque esta situación es entendible, no debes dejar de hacer espacio para aprender de tus clientes.

Escuchar a las personas que compran en tu negocio es más importante ahora que nunca, pues la pandemia ha modificado por completo las prioridades de las personas y necesitarás ver cómo adaptar el giro de tu empresa a esas preocupaciones.

Piénsalo, ahora por el confinamiento la gente extraña pasar tiempo de calidad con sus seres queridos, si piden comida esperan la rapidez del envío o el simple hecho de salir a la calle los hace sentirse vulnerables. Tendrás que analizar todos estos todos estos detalles para ver qué papel juegan en tu nueva estrategia comercial.

Por ejemplo, digamos que recibes un mensaje de un posible cliente, le pasas tu número de cuenta para que haga el depósito, pero esta persona no tiene una cuenta de banca en línea, así que tendrá que salir a transferir el dinero en sucursal bancaria o en una tienda de conveniencia; por lo tanto, puede desistir de la compra porque implica tener que salir.

Todas estas cosas tienes que aterrizarlas en un plan. Así que ahora sí, con todo esto en mente vamos a analizar de qué forma puedes utilizar tus redes sociales para vender en línea.

Cómo vender por redes sociales

Facebook, Instagram y WhatsApp son canales que le permiten a tu negocio establecer una conexión especial con tus clientes, ya que podes leer los comentarios o mensajes directos con dudas e incluso reseñas de tus productos.

Otra ventaja que tienen es que habilitan la experiencia móvil, esto es algo clave en las ventas en línea. De hecho, la Asociación Mexicana de Venta en Online (AMVO), encontró en su más reciente estudio que el 94% de los compradores usa su smartphone para adquirir productos y servicios de manera digital.

Tanto Facebook como Instagram tienen opciones para transformar los perfiles de tu negocio en tiendas en línea. Sin embargo, para que tus clientes puedan comprar a través de estas plataformas, es necesario que tu negocio cuente con un sitio de comercio electrónico puesto que aún no es posible pagar en Facebook o Instagram.

Pero si no tienes un sitio web, esto no significa que no puedas concretar una venta en estas plataformas. Para hacerlo hay que pensar en qué necesidades priorizan las personas en una compra en línea. Según el estudio de la AMVO que citamos en párrafos anteriores, estos son los atributos más importantes en una página de compra, ordenados por relevancia:

  • Descripción de los productos
  • Detalles de las devoluciones
  • Información sobre cargos extra y de envío
  • Varias fotografías en alta definición
  • Plataformas de pago que ofrezcan múltiples opciones
  • Las ofertas del momento

¿Qué significan estos puntos si tu negocio quiere ocupar las redes sociales como una tienda en línea? La respuesta es que estas son las tareas que debes plantear en tu plan estratégico y por lo tanto deberás arrastrar el lápiz para saber qué tipo de recursos y cuánto tiempo debes invertir para migrar a las ventas por redes sociales.

Por ejemplo, será muy importante que cuentes con una persona que te ayude a tomar fotos profesionales de tus productos. También debes invertir tiempo en diseñar catálogos digitales, estos pueden ser en PDF para que los puedas compartir en WhatsApp, crear álbumes de fotos en Facebook o historias destacadas en Instagram.

Para ello, debes decidir si contratar a un diseñador o usar plantillas en herramientas de diseño en línea como Canva. Todo depende de que seas muy sincero con los recursos que tengas disponibles.

Utiliza métodos de pago que simplifiquen las ventas en redes sociales

Por otra parte también deberás analizar cómo recibir pagos en línea. En el apartado de analizar las necesidades de tus clientes vimos que por la pandemia puede que algunas personas no cuenten con banca en línea. De hecho, el Estudio sobre los Servicios Financieros de los Usuarios de Internet en México 2019, realizado por la Asociación Mexicana de Internet revela datos muy interesantes que pueden servirte.

El 75% de los usuarios de internet encuestados para el estudio afirmó que sí cuentan con un servicio financieros. De este universo, el 73% posee una Tarjeta de Crédito y el 71% una cuenta de nómina. Afortunadamente el 91% de esos usuarios utiliza medios electrónicos para ocupar esos servicios financieros, pero también existe un 9% que no los usa por desconfianza, no saben cómo utilizarlo o simplemente prefieren el trato con personas.

Esto significa que los pagos con Tarjeta son esenciales para vender en línea, pero no debes perder de vista la importancia de que los compradores buscan múltiples opciones de pago.

Por otra parte, la experiencia de pago a través de transferencias interbancarias pueden ser más tardadas. Piénsalo, los usuarios que sí cuentan con una banca en línea y que desean comprarte tienen que iniciar sesión, dar de alta tu número de cuenta y realizar la transacción. Estos pasos adicionales pueden ser un motivo importante por la que desistan de hacer la compra.

Lo que necesitas es simplificar el proceso de pago y quitar el mayor número de pasos posible para que una persona realice una acción, en este caso completar un pago. La buena noticia es que ya existen opciones que pueden ayudarte a lograr este objetivo.

Por ejemplo, recientemente Clip anunció los Pagos a Distancia, una alternativa para cobrar sin necesidad de adquirir una terminal punto de venta. Lo único que se necesita es descargar la aplicación para generar un enlace que puedes mandar a través del correo electrónico o redes sociales. Incluso puedes mandar esta liga para que tus clientes puedan pagar por WhatsApp.

Una vez que tus clientes reciben el pago se abrirá una ventana del navegador de su dispositivo que les mostrará un formulario donde podrán colocar los datos de su tarjeta. De esta forma, simplificas y agilizas la experiencia de pago.

Por último, no todo es vender productos también puedes analizar otras opciones como certificados de regalo, sistemas de apartado, eventos/talleres/contenido en línea, servicio a domicilio o entregas para recoger en tienda. El objetivo es que planifiques con base en los recursos que tienes disponibles y lo que tus clientes necesitan en estos tiempos de pandemia.

¿Adaptaste tu negocio para vender a distancia usando herramientas digitales? ¿Qué estrategias y herramientas utilizaste? ¡Déjanos tus comentarios y aportes acerca del tema!

Fuente: https://www.negociosyemprendimiento.org/2020/06/negocio-vender-distancia.html

Share on linkedin
LinkedIn
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario